Con ánimo de aprender

Este quiere ser un espacio para la expresión, para la comunicación, para el aprendizaje, para el ser. ¿Quieres viajar conmigo?
Deja tus comentarios, son imprescindibles.




22 de julio de 2016

Ple historic a Terrassa per una gestió directa de l'aigua de tota la ciutadania

Aquesta és una semana en que a Terrassa estem donant passes endavant quant a l'empoderament de la ciutadania envers a serveis públics relacionats amb el dret humà a l'accés a l'aigua.

Sense aigua no hi ha vida. Sense un control i una gestió directa d'aquest bé comú, imprescindible, no hi ha sobirania sobre la pròpia vida. 

Estic contenta perquè les hores emprades comencen a donar fruit. Hem explicat moltes vegades i ho haurem de continuar fent, els perquès de la imperiosa necessitat d'una gestió directa amb participació de la ciutadania. Independentment dels estudis, que estan acabant per donar-nos la raó, i als que tant apel.len algunes forces, hi ha una raó de pès: l'empresa privada anteposa l'interès crematístic al bé comú i això és així i ningú ho pot discutir.

Ara cal que aquest servei de titularitat pública sigui gestionat de forma exemplar pel sector públic, i per tal que això pugui ser una realitat cal que entre totes construim mecanismes efectius de control, que evitin les praxis corruptes, i mecanismes en que la participació de la gestió per part de la ciutadania sigui un fet. 

Recordem que tota la ciutadania som usuaris i receptors obligats per necessitat vital d'aquest servei, que a més està reconegut com a dret humà. 

Quan parlem d'aigua no valen els arguments en defensa del mercat i de la suposada major eficiència de les empreses privades. Primer perquè no hi ha competència possible en el que és un monopoli natural, més enllà del moment de la licitació i del concurs. Segon, perquè el sobrecost que suposa haver de repartir dividends és absurd : la ciutadania no té perquè pagar a cap accionista d'una empresa privada per un servei bàsic d'obligat acompliment i de necessitat perentòria. I tercer, perquè tot i que el control sempre és públic, quan la privada gestiona, no hi ha qui sigui capaç d'accedir a totes les dades i l'opacitat es torna negra tempesta.

Ahir al Ple es van dir moltes coses. Em va encantar escoltar als grups d'esquerres units per l'aigua sense fisures: TEC-ERC-MES-la CUP i el PSC. Una tarda històrica per la qual ens hem de felicitar, perquè l'aigua és de totes i ha d'estar en les nostres mans. Llàstima que a alguns encara els manquen dades...









I bé també, escoltar que darrera de cada polític hi ha una ideologia. Quanta por a la paraula ideologia? Què és sinó la política? Fem política perquè tenim unes idees de com organitzar-nos com a societat de la millor forma possible, tot i que algunes forces actuen com a lobbies de cert interessos privats, i fan veure que ells no en tenen d'ideologia. També fan política només que defensen a una part minoritària.

Defenestrar el sector públic obeeix a l'ideologia neolliberal, que defensa els interessos d'uns pocs. Em pregunto com algú que es posa a fer política des de dins de l'Adminitració i que diu defensar als ciutadans, pot desconfiar tant de la gestió pública. Si bé hi ha coses a millorar sempre, el que no és de rebut "ciudadano J." és demanar gestió privada perquè no confia en els polítics socialistes. Què hi fa donçs en política? Posi's les piles per tal que la gestió directa sigui realment una gestió impecable. Miri cap al futur, home! Com podrà explicar als seus votants el sobrecost que paguem en la gestió privada de l'aigua? No em vingui amb milongues, que potser hauré de donar la raó a certes afirmacions o veus que van sonar ahir durant el Ple i que tan el van ofendre...

Quant al PP, quasi rés a dir, si més no, sé el què representen i defensen la privada, encara que en temes d'aigua hauríen de deixar-se, ara sí, d'ideologies, perquè els estudis econòmics sempre avalen , a mig i llarg terme,  la gestió pública directa. Els números són sempre els números. I tan se val l'empresa privada que ho gestioni, aquesta no és la qüestió.

Tant TEC, com ERC , la CUP i el PSC van argumentar en favor de les tesi de la Taula de l'aigua i ho van fer prou bé, en unes exposicions plenes de contingut i que em fan tenir confiança en que per fi estem assentant les bases del que pot arribar a ser una forma de gestionar innovadora i capaç de tirar endavant amb els criteris del bé comú, de l'economia del bé comú. Ens queda molta feina per endavant.

Fer juntes les coses i en aquesta direcció de democràcia real i participativa, ens permetrà anar més enllà del què és merament econòmic, perquè tindrem en compte el medi ambient, les generacions futures, una utilització sostenible del bé aigua, de forma que la dignitat de la vida sigui una realitat ara i demà.

Entre tots i totes ho farem possible, deixem-nos de gaites i podrem finalment fer un brindis amb cava!!!







11 de julio de 2016

Adolfo (21/2/1930-7/7/2016)

Querido papá estas últimas semanas han sido duras y también significativas. La vida empieza en nuestro nacimiento y termina, ¡vaya si termina!. Parece que estas cosas de la muerte sólo afectan a los otros y no, y es duro este proceso que llamamos duelo cuando quienes se van son tan cercanos y tan queridos como lo eres tu para nosotras.
Estas últimas semanas has tenido la mejor de las enfermeras en casa, pendiente en todo momento de que estuvieras el máximo de confortable a pesar del proceso que has soportado con valor y sin una queja. Ahora vamos a cuidar de ella para que entre todas podamos salir adelante y quedarnos con todo lo bueno que hemos compartido. Estas semanas has mostrado una entereza y una dignidad que no puedo dejar de mencionar aquí. Gracias por habernos dado la vida y mostrarnos también que la muerte es parte de ella, aunque nos duela tanto.
Me apetece decirte aquí y ahora, gracias papá, por todo lo que nos has dado a las mujeres de tu vida y también por lo que no supiste darnos. Agradecerte los momentos buenos y los menos buenos, porque de todos y cada uno de ellos hemos aprendido cosas y que por eso tanto Sara como yo somos lo que somos y pensamos como pensamos.
Decirte que aunque ahora nos dejas, seguirás estando aquí en cada una de nosotras y de las personas que estamos aquí, con nuestros recuerdos y nuestros aprendizajes contigo; con los poemas que has ido escribiendo a lo largo de la vida. Cada poema es un reflejo de tus sentires frente a las cosas hermosas de la vida y frente a tantas cosas que te hacían revolverte en el asiento. En catalán sería : les coses que et feien bullir la sang, de ràbia davant les injustícies que dia a dia van succeïnt arreu del món. I vull fer aquest trosset en la llengua d’aquesta terra que és Catalunya, per recordar les vegades que jo et parlava en català quan m’acompanyaves a l’Acadèmia Vallès, de molt petita. Tot i que a casa èrem castellanoparlants –tu aragonés  de Huesca i la mare andalusa d’Almeria-, aquells petits passejos a l’escola eren divertits, perquè l’estava aprenent el català i m’encantava jugar a canviar de llengua. I gràcies a aquella escola jo sóc bilingüe des dels budells i m’encanta. És un privilegi que no voldria perdre, encara que alguns s’hi entesten.

Y vuelvo al precioso castellano para volver a tus poemas, que cantan a la primavera, a la madre, a la esposa, a nosotras tus hijas, al justiciero Kungfú, a Gratal, pico de tu pueblo, a la montaña de Montserrat, al Pino de Can Boada, a la Senda del Gaià, a la playa de Altafulla, y a los amigos con los que has compartido tan buenos momentos, durante todos estos preciosos años. Años que habéis disfrutado paseando frente al castillo majestuoso de Tamarit, junto a mamá y a todos esos amigos. Y estoy contenta porque has sido capaz de disfrutar de tanta belleza, del mar, del sol, de la amistad y estoy convencida de que has exprimido la vida tanto como has sabido y eso me consuela.




Quiero agradecerte todos aquellos discursos que nos dabas en casa sobre política y sobre tu visión de cómo debía ser el mundo. No has soportado las injusticias y no entendías porqué tanto sufrimiento gratuito y tanta miseria provocada por la avaricia de las élites que aún siguen dominando el mundo. Con tus aciertos y tus errores, esos discursos han servido para que Sara y yo tengamos unos valores de justicia y solidaridad, de empatía con los que sufren, de los que nos sentimos muy orgullosas. ¡Qué curioso que desde tu ateísmo radical nos hayas transmitido estos valores tan profundamente cristianos!

Hoy aquí no hay símbolos religiosos ni coronas, porque así lo pediste en su momento y en coherencia con lo que eres, con lo que somos, así lo hemos respetado. Sí tenemos hermosas y coloridas flores, porque dan color a estos momentos de tristeza y vacío.

La espiritualidad se puede vivir de muchas maneras y yo creo que tu la has vivido a través de tus poemas, a través de tus acciones, compartiendo con mamá las tareas de la casa, siendo un hombre consciente de la belleza y de la necesidad de los seres humanos de sentirnos libres para ir por la vida.
Quiero agradecerte también por algunas frases memorables que soltaste en alguna de aquellas entrañables sobremesas de Año Nuevo, en casa de tia Fina, las mejores de mi vida y que tan felices nos hicieron (gracias tieta).

¡Cuán importante es la visión del mundo de los padres para los hijos! En una sociedad mojigata era extraordinario que un hombre, y más de tu generación, soltase algo así como “vosotras estudiad mucho y sed libres, tened amigos…”. Esa frase,  y alguna otra, que me reservo, marcó mi forma de estar y estoy muy orgullosa de haberte tenido como padre, porque gracias a ti me siento una mujer libre, me siento una persona de pleno derecho, con conciencia también de mis deberes con el resto de personas. Plantaste en nosotras la semilla feminista.

Gracias por los cientos de libros que pusiste en nuestras manos, algunos tal vez demasiado prematuramente, como las novelas las de Karl Von Vereiter, tan atroces y a la vez tan gráficas sobre los horrores del nazismo, ufff…de ahí mi asombro y estupefacción frente a la tortura a que unos hombres son capaces de someter a otros. ¡Qué terrible y qué verdadero! 

Gracias Por algunos libros de sexualidad que dejabas mezclados con los otros y que nos han permitido vivir más allá de los tabúes sociales que tanto daño hacen y tantas culpas generan. Gracias a ti nos libramos de ellos.

Gracias por todas las sesiones musicales las mañanas de domingo, con Víctor Jara sonando a todo trapo, con sus canciones reivindicativas y de denuncia de todo lo que ocurría en aquella América del sur maltratada; mañanas con la recia voz de Nino Bravo, o Mercedes Sosa y tantas otras voces o instrumentos, el violín de Pau Casals, las flautas andinas de Quilapayún, la preciosa guitarra de Paco de Lucía…

He querido compartir aquí todos estos detalles tan íntimos porque con ellos puedo mostrar como te veo, en tu sencillez y también en tu grandeza de hombre avanzado a tu tiempo. Con estas letras intento mostrarte tal cual eras, con tus errores y sobretodo con tus aciertos, y tu gran sensibilidad.
Yo creo que cuando más vulnerable estabas, más cascarrabias y Quijote te mostrabas, pero esta es una apreciación que tal vez esté equivocada. Y esos momentos los compensaban tus hechos, siendo el compañero de vida de mamá y compartiendo con ella los quehaceres y los paseos. 

Eras poco manitas con el bricolaje y eso también me encanta. ¿Dónde está escrito que los hombres tengan que ser manitas? Y sin embargo , hijo de agricultor, sabías de campo. Recuerdo todos los años que lograbas unos frutos preciosos de la tierra, en Rives Blaves, la finca de la familia de mamá.

Y no me alargo más. Simplemente darte las gracias porque tal como eras ha sido perfecto y siempre seguirás entre nosotras. Te queremos.


8 de mayo de 2016

La Bachillera de Roser Amills

Hace menos de una semana que empecé esta nueva novela de Roser Amills, la tercera que leo de esta escritora afincada en Barcelona y no la he acabado ya porque tengo otras mil cosas que atender, pero me queda poquito y no puedo dejar de escribir ya sobre su protagonista, Leonor. 
Portada y contraportada. Fuente: www.roseramills.com

Tenía ganas de leer este libro desde que lo compré en la librería Central, en la calle Mallorca de la capital catalana, donde Amills hizo la presentación del libro. Me gustó entrar en ese universo de palabras encuadernadas, nuevo para mi, donde cada libro tiene su lugar, a lo ancho de dos amplios pisos, el segundo de los cuales alberga una cafetería, con una acogedora terracita, donde poder tomar un refresco mientras hojeas algunos libros o esperas a que una autora con mucho gancho haga su aparición en la escena.

El caso es que no quise perderme la presentación y fue un placer volver a escuchar la disertación de Roser Amills acerca de detalles curiosos y de la motivación de escribir esta historia, que va de una mujer fuera de convenciones, y eso es lo que más me atrae de la historia, y con lo que más me identifico. Leonor hace con discreción lo que no debe hacerse, es dueña de su vida y de su cuerpo y escapa a su destino con un poco de buena fortuna y mucho coraje e inteligencia. Se sale de moldes y eso me encanta. Es una heroína anónima. 

El primer capítulo me lleva a sentir una rabia inmensa contra la injusticia y el abuso de poder, y ahí ya me engancho a la historia sin parar, seguir adelante, saber  que pasará después de semejantes sucesos. Y así página tras página, entre la hipocresía y la rigidez de costumbres de la época, la protagonista va coronando con éxito las metas que se había propuesto, que eran estudiar para ser profesora y no pertenecer a ningún marido. Insaciable lee obras impensables para una señorita de la época y conoce verdades que hace suyas. Sin tapujos y con sabiduría escoge con quien quiere compartir sesiones de alcoba y disfrutar como pocas sabían o se hubieran atrevido en su época. Y me encanta, cómo es amiga de sus amantes. 

Explica Amills, y coincido con ella, que existe un gran paralelismo entre aquellos personajes y lo que somos hoy en día, y es que las pasiones no varian, si acaso los modos y tampoco tanto. Seguimos enamorándonos, a veces de quien menos debiéramos; seguimos los dictados de la época con esperanzadoras excepciones, y me gusta darme cuenta de que, aún siendo pocas, hay personas que se atreven a ser genuinas y a Vivir en mayúsculas. Haberlas, háylas, como las meygas o como las hadas.

Y yo ando aprendiendo de ellas. (Continuará...)


Acabo de leer la última página de la novela y me quedo con un regusto algo amargo, como esta tarde nublada de domingo. La causa no es para nada la prosa de Amills, que me parece rica, y de la que me encanta esa gracia para contar cómo salirse de las normas que en cualquier época pretenden que las personas muramos en vida. La causa de mi tristeza está en volver a saber de la capacidad de cometer atrocidades de la especie humana. Y es curioso que en esto se mantiene una constante a lo largo de la historia. Tengo la sensación que nuestra incapacidad para amar nos lleva a las mayores salvajadas y que todo ello deriva de ese vacio inherente que sentimos como especie, esa soledad en la que transcurre cada una de nuestras vidas, sin remedio posible. Y si bien es cierto que las cosas que nos relata Amills pasaron hace mucho tiempo, los personajes malvados y poderosos psicópatas siguen merodeando por las esferas de poder actuales. Y a mi no me gusta sentirlos sobre nuestras cabezas. Hemos vivido unos años hermosos de luchas y de ir hacia adelante, en los que hemos podido tomar espacios para que nuestras vidas fueran un poco más libres y dignas, y mucho me temo que se ciernen años de retroceso sino nos organizamos para defender lo que por derecho de vida nos pertenece.

Es importante seguir escribiendo para traer a la memoria todo aquello que fue silenciado por miedo, ahora que todavía podemos hacerlo. Por eso me encantan las novelas que escribe Almudena Grandes, recordándonos la realidad de nuestra no tan lejana y cruenta Guerra Civil. Por eso leo también a Julia Navarro, que me ha permitido conocer otras muchas historias lejanas e interesantes.
Con La bachillera podemos saber de aquella mujer valiente y de aquellas familias "xuetes" de  la Mallorca, en los años en que España eligió volver al ostracismo de un rey absolutista y retrógrado como fue Fernando VII.

Conviene conocer la historia, porque no son sólo los protagonistas más oscuros del poder los que quisieron enterrar en el olvido a tantas personas, es que la propia ignorancia de las gentes les permite tamañas infamias y abusos. Y es que sólo el conocimiento, la valentía, el coraje y la organización permite una ventana de esperanza. Cuando una sabe puede transgredir aquello que le oprime. Cuando el pueblo conoce, no es tan fácil doblegarle.

Y por todo esto es tan importante leer, pensar y organizarse para defender que podamos seguir trayendo al presente tantas vidas maltratadas. Rescatar del olvido a los seres silenciados siempre es importante y necesario para reescribir la historia y entender que no podemos dejar que se repita con tanta facilidad y para hacer posible que en un futuro nadie tenga la necesidad de hablar de nosotras como víctimas porque no dejaremos que nadie nos pise y vamos a saber defender nuestras vidas con alegría y desobedeciendo si hace falta las normas impuestas.

4 de mayo de 2016

Erich Fromm: El arte de amar





Escribiendo mi libro Tiempos para la vida, ha vuelto a caer en mis manos El arte de amar, de Erich Fromm, que leí hace media vida, allá por los ochentas. ¡Arggg!, me voy haciendo mayor... 
La cosa es que estoy encantada de esta relectura, tanto que necesito recomendaros desde aquí a que lo leáis también. Es simplemente magnífico. Permite una comprensión tan fácil de lo evidente, que me preocupa que los temas que trata nos pasen tan desapercibidos en nuestras vidas, de forma que las vivimos de forma tan inconsciente que me apena. Algo tan importante como el vacío insoportable que nos genera el sentimiento de separatidad, una vez que empezamos a ser, más allá de la figura de la madre, en nuestros primeros años de vida, y las fórmulas que adoptamos para sobrevivir a esa experiencia, son temas que, a mi modo de ver, se deberían explicar en la enseñanza obligatoria secundaria. 
Leyendo el primer capítulo nos explica los distintos modos que escogemos para escapar a esa separatidad. En algunas sociedades lo conseguían a través de prácticas orgiásticas. En la nuestra, la mayoría adopta el conformismo, adoptando los modos generalmente aceptados de funcionar sin plantearse lo auténticamente genuino. Algunos entran en adicciones a drogas, alcohol o sexo compulsivo. Todos son mecanismos para huir del sentimiento de estar solos irremediablemente, unos más destructivos que otros, pero en esencia persiguen sofocar la angustia que provoca el aislamiento.

Erich Fromm, imagen tomada de www.angelfire.com
Ayer leía algunos párrafos sueltos y me resistía a entrar en la creencia de que las cosas no pasan porqué sí. Casi me asusté leyendo un párrafo que me venía como anillo al dedo, ahora que estoy cuestionando la aceptación sumisa a un trabajo en unas condiciones que no son del todo las que deseo para mi vida ahora. Y a medida que leía me iba diciendo "¡a ver si a estas alturas acabaré creyendo que todo pasa por algo!".  Leía a Fromm y apunto aquí el párrafo mágico que me resultó tan cercano:
"Tener fe (1) requiere coraje, la capacidad de correr un riesgo, la disposición a aceptar incluso el dolor y la desilusión. Quien insiste en la seguridad y la tranquilidad como condiciones primarias de la vida no puede tener fe; quien se encierra en un sitema de defensa, donde la distancia y la posesión constituyen los medios que dan seguridad, se convierte en un prisionero. Ser amado, y amar, requiere coraje, la valentía de atribuir a ciertos valores fundamental importancia- y de dar el salto y apostar todo a esos valores-."
Y en estas disquisiciones ando, tener fe en que otra forma de vida es posible si me arriesgo, y ser capaz de aceptar los posibles fracasos, y si decido la seguridad, entender que eso me lleva a ser prisionera. Y de ahí la maravilla, o la desgracia, según se mire, de tener conciencia. Es la disyuntiva entre dos paquetes distintos: saber y ser infeliz, o ignorar siendo feliz. Elijo el conocimiento aunque la mayor de las veces es desgarrador. Y leyendo a Fromm me doy cuenta de que mi fórmula de trascender el sentimiento de separatidad es el conocimiento. Lo sé porque ahora mismo estoy apasionada leyéndolo y resonando con casi todo lo que dice, porque colma mi gran necesidad de entender sobre lo humano. Os dejo y vuelvo con mis pájaras.





(1) Erich Fromm, El arte de amar, editorial Paidós Studio, pág.122.
Aquí Fromm utiliza la palabra fe, dándole un sentido de fe racional en contraposición con la fe irracional. La primera da la medida de la confianza en lo que uno cree que es posible en función de las propias capacidades, y experiencia mental o afectiva. La segunda es la confianza en algo que no controlo, de forma sumisa a una autoridad irracional.

4 de marzo de 2016

Siento vergüenza de ser humana.






Esta mañana siento especial vergüenza. Me disgusta sentir indignación, y ahí está cociéndose por la parte media de mi abdomen. Así que ando entre ambos sentimientos. 

Preparando mi taza de té, como buena ciudadana de esta educada y moderna sociedad en la que vivo, la radio puesta, no voy más que de susto en susto. Lo primero que escucho y no doy crédito es a un Felipe pidiendo desvergonzadamente que no haya odio y que haya paz. ¿Desde dónde se atreve a sentar cátedra este asalariado de la gran suministradora que vive a cuerpo de rey? Nunca me cayó simpático y creo sinceramente que a pesar de la edad, sabe muy bien qué defiende, y lo que es peor, no varia de lo que ha defendido siempre.  Una pena escuchar ayer a un Ramón Tamames elogiándole, y también haciendo propuestas a la presidencia para el Guindos. Patético y preocupante. ¿Dónde quedó aquel economista lúcido de antaño?  Más vergüenza. Estoy convencida de que estos tres, acompañados de un surtido grupo de otras gobernantas, estarían mucho mejor ubicados, para tener una mejor perspectiva digo, en la isla de Lesbos, ayudando a salvar las vidas desesperadas de los que buscan refugio en una Europa muerta. Muerta por insensible, por sorda, porque se pudre en su propio lodo, lleno de mentiras, de políticas ultraliberales, vampíricas, que la hunden cada vez más en un caldo que imposibilita el renacimiento a un mundo que invierta en economía real y limpia, colaborativa, donde cada cual tenga un lugar de construcción de lo común, que le permita vivir libre y dignamente. Una Europa que hoy desde Atenas se atreve a decir con la boca grande y de forma directa que no vengan a esas mujeres, hombres y menores, que huyen de la guerra, la miseria y de lo que en gran parte las oligarquías del mundo están propiciando, la desesperación de los muchos. 

Imagen de www.telemetro.com
Ellos podíamos ser tú, yo y mi hija.
Y es que la Vieja Europa está en un mundo doblemente muerto. Entre el fenómeno de la globalización que sólo trabaja para hacer más ricos a los que ya lo son, en una competencia perversa en la que sólo los más gordos pueden jugar, para inflar de ceros sus inimaginables fortunas. Y entre el silenciamiento de las voces disonantes, que alertan contra el cambio climático y las cada vez mayores tasas de pobreza. 

En el país más rico del mundo a punto de ganar las elecciones uno de esos gordos que aparecen más arriba y que tiene unas ideas que dan terror. 

En España,  lo mismo en más pequeño: desmemoriados políticos que dónde ayer hacían afirmaciones contundentes, hoy pregonan lo contrario para mantener posiciones. Y es que sólo un pacto de izquierdas podría suponer una esperanza, aunque no las tengo todas. Casi estoy convencida que si se diera esa mayoría de ruptura, vuelven a montarnos una guerrita. Total somos muchos y con tantos queriendo venir de más allá de los mares, pronto tendrían nuevos esclavos.

Y para rematar el tema de esos separatistas que pretenden que Aragón tenga mar. Bien segura estoy que nunca he sido de banderas, de ninguna, y de que cada vez tengo más ganas de que Zaragoza tenga puerto, ¡por Dios! El discurso de Joan Tardà en el Congreso, fue educado, contundente, inteligente, inteligible, en español, y fíjate tu, que gran parte de los tan demócratas y modernos parlamentarios no pudieron escucharle porque tenían otros asuntos que atender y, en dejación de sus funciones, dejaron el hemiciclo, que no el salario ni las dietas que cobran.

 En fin, que paren el mundo que yo me bajo. Esta es una sociedad de carroñeros que desconocemos lo que es la sensibilidad, la empatía, la compasión. Y así, de verdad, no se puede.



Imagen de www.notiminuto.com
De isla en isla, el drama humano. También podíamos ser nosotros.

Imagen de www.voxeurop.eu
Contraste entre la pintada de un niño de nuestra sociedad opulenta frente a los inmigrantes recogiendo materiales para reciclar y sobrevivir.

11 de febrero de 2016

Sobre los titiriteros y una justicia no independiente






Estos días estamos viviendo escenas surrealistas en este país: jueces que encarcelan a titiriteros por lo que cuentan y usan en la ficción unos personajes, que además ilustraban las malas artes que a veces utilizan los agentes de la justicia para encausar a las ciudadanas que más problemas suponen para el mantenimiento del statu quo. ¡Qué lugar este en el que se dan estas confusiones! ¿Se confunde de verdad o es pura inquina? No voy a extenderme porque el artículo de Juan Diego Botto lo explica de forma inmejorable y podéis leerlo en el  enlace que hay más abajo.

Sobre lo que sí quiero decir algo más es sobre el aprovechamiento que desde el gobierno hacen de todo para despistar de lo grave de su corrupción generalizada en el seno de su partido, ese que usa en su logo a las pobres gaviotas. Que si los titiriteros y el terrorismo, que si España se rompe...¡venga ya!

Si es que no avanzamos en este país por gente de tan poca sesera y tanta que quiere mantener los privilegios a cualquier precio, y aprovechan la falta de movimiento y el exceso de conciencia alertagada, que es el peor virus que hay en estos lugares y contra el que sólo sirve tomar la responsabilidad individual y colectiva para construir una democracia de verdad.

Nos falta mucho para tener esa Democracia y también es verdad que nunca como ahora había habido tanto debate en la calle y tantas personas con ganas de iniciar un proceso transformador. No será fácil ni rápido, y tendremos que estar alerta y hacernos mucha autocrítica para no ser autocomplacientes y caer en los errores que en otros intentos de cambio en el pasado se cometieron. No me gustaría que lo que con tanta ilusión se inicia acabara como siempre. La única forma de lograrlo es con una ciudadanía que sepa y se comprometa. Todo un reto.



Enlace al artículo de Botto sobre la cuestión de los titiriteros


18 de noviembre de 2015

Terror, terrorismo, guerra, muertes, sufrimiento.

Llevo unos días manejando un nudo en el estómago y otro en la garganta. Emociones de tristeza, de rabia, de impotencia, de empatía, de asombro, a pesar de mi edad y de todo lo vivido, sí, aún me asombro...
Siento tristeza por todos los asesinados, muertes a destiempo, muertes prematuras...de aquí y de allí.
Siento rabia, mucha rabia contra toda la hipocresía y contra los hipócritas, que fabrican armas y trafican, y se lucran con el negocio de la guerra. Son casi siempre los mismos que luego visten  de etiqueta para ir a los grandes banquetes, con la gente importante. Esos que regalan joyas a las divinas de sus mujeres, que nunca se enteran o hacen como que... Sí, más abajo os pongo algún enlace que da asco y mala gana.
Siento impotencia porque la violencia engendra violencia, y occidente no puede esperar ningún trato bueno con tanto como ha sembrado por doquier. Disfrazados de garantes de la libertad, EEUU y Europa, se han encargado de tener controlado medio mundo para extraer cuanta riqueza pueden,  para mantener un nivel de vida y un estilo depredador, que queramos verlo, o no, acabará con todos. 


Quiero confiar en lo que dice esta imagen.



Intento sentir el dolor de las víctimas y mira que soy empática pero no creo conseguir ni acercarme a su sufrimiento. La muerte por asesinato de alguien cercano es algo que no se puede sentir si no se está en esa piel. Me duelen de otra manera, y todas por igual, las de aquí, y las de allí. Porque el terror está allí todos los días desde hace ya demasiado, y porque aquí nos sorprende cuando toca tan de cerca. 

Es hora de cambiar de estilo, de modelo y construir un mundo mejor, un mundo de amor y de paz. Quiero creer que es posible. Somos muchos los que pensamos en ello. La cosa empieza por una misma: ser lo más coherente posible, y pensar, y darme cuenta y no mirar para otro lado. Cultivar un corazón agradecido, que ama la vida propia y la vida de los otros.

Es importante observar y buscar a quién beneficia el terror y la guerra. Ahí está la causa directa y el meollo de la cuestión. Si no se exportan armas, si no se fabrican...alguien pierde...Curioso que a los que suelen padecer las consecuencias de su uso, suelen asustarles con el enemigo y se genera la idea de que hay que tener poder de defensa. Así se legitima toda la maquinaria de guerra y su mortifera producción. Y los beneficios económicos que se llevan unos pocos a costa de tanto sufrimiento.

La mejor defensa es promover la justicia y el reparto de la riqueza de forma que las personas puedan vivir con dignidad. 

Hay muchas clases de terror. No voy a defender a ninguno porque ese no es el camino. Ni el yihadista, que reprime a su propio pueblo, doblemente a las mujeres, en nombre de su dios y por la defensa de sus ideas, que son la única verdad para ellos. Ni el de los Estados occidentales, que también reprimen a sus pueblos y a los otros, aunque de forma mucho más sútil.

Añadir que la fuerza más grande la tienen los países ricos y que la causa primera de todos los males está en nuestra propia sociedad, cómoda y opulenta, que ha ninguneado al resto de zonas del mundo y ha fomentado y creado las fuentes de ese monstruo que nos atenaza y que tan bien les viene a unos cuantos que hacen como que se rasgan las vestiduras.¿Cómo se puede estar en contra del terrorismo, si eres amigo de Arabia, que les financia, o cuando les vendes armamento? No sé, me cuesta comprender. ¿Alguien lo entiende? ¿Es que Francia no les vende armas a todos aquellos? Pregunto.

En contra del terror islámico y en contra del terrorismo que nosotros infringimos. 
Seamos capaces de ver que miles de personas marchan de aquellas zonas huyendo de la locura terrorista. Seamos capaces de acogerles y repartir lo que nosotros tenemos de más, y tener en cuenta las desigualdades sociales que aquí se cuecen y que también son fuente de gran sufrimiento a las clases más castigadas por el sistema económico.

Todo junto, un gran lio del que no sé si saldremos con los gobernantes que tenemos. Como dicen que dijo Gandhi " ojo por ojo, y el mundo acabará ciego".

Si tenéis ganas echar un vistazo a los siguientes enlaces que corren por la red:







25 de octubre de 2015

La memòria de l'aigua de la companyia AKWA

El passat 26 de juliol , encara no fa quatre mesos, vam anar la Maria Sala, companya de la Taula de l'aigua, i jo a veure un petit i preciós espectacle de teatre per a nens i nenes, i també per a no tan menuts, relacionat amb la vida i amb l'aigua. Va ser un matí preciós, un vermut-taller assoleiat, a la Font del Balç a Gironella. Va ser molt especial per la bellesa del lloc, la tendresa i sentit de l'espectacle i perquè vam estar juntes i contentes amb la Maria. Jo aleshores no sabia que aquell seria un dia molt especial i que recordaré per sempre. Allà ens vam trobar amb l'Aldo, un artista polifacètic, que també en sap força de temes socials i d'aigua. Vam parlar de portar aquest espectacle a la nostra ciutat, Terrassa, perquè l'aigua és un tema molt i molt important, i també de fer alguna performance. Seria molt interessant poder organitzar aquest espectacle de AKWA aquí, als nostres col.legis o en activitats que organitzi l'Ajuntament.




Amb molta tendresa i poesia  la companyia AKWA ens porten per móns onírics i el món real, tot endinsant-nos en la història d'una petita gota d'aigua...Si llegiu fins al final aquesta entrada veureu el que ells mateixos expliquen de l'obra.














Això de més avall ens ho expliquen els de la companyia AKWA en el facebook i jo ho he copiat aquí per a vosaltres.:

"Un viatge emocional a través de la memòria de l’aigua.

La memòria de l’aigua, és un espectacle creat com una celebració de l’aigua i de la vida, és així una història de coneixement i d’amor.
Per aquests motius la nostra història s’estructura a partir de facilitar als infants informació tant de caire curricular com emocional.
Efectivament l’aigua forma part de la nostra vida quotidiana, la descobrimen la seva forma més clara als rius, als oceans...la pluja. També, com a nens i nenes, tenim records dels nostres jocs al mar o a la piscina i
d’altres de ben profunds com quan flotàvem feliços
dins la panxa de la mare, però encara moltes vegades
la veiem com un element extern a nosaltres, malgrat saber que el nostre cos està format aproximadament
per un 70% d’ aigua. I mira quina casualitat!
És la mateixa proporció d’ aigua que hi ha al planeta Terra!
El teatre i els contes ens donen la possibilitat d’aprendre
i de reflexionar de manera divertida, i de convertir-ho en un recurs educatiu a partir del distanciament i la imaginació, ja que faciliten la comprensió de la realitat.
Combinem la interacció d’actors i titelles per facilitar
la comprensió i identificació dels infants amb la història i els personatges ja que l’ús d’ aquestes dues tècniques ens permeten ampliar els recursos escènics.


La Capdenúvol és una nena molt divertida
i una mica trapella a qui li encanta
anar al riu a saltar bassals amb el seu
amic, en Setciències.
Però aquella tarda en baixar al riu descobreixen
que l’aigua no està tan neta
com hauria de ser. L’aparició de l’amo
de la fàbrica fa que, espantats, caiguin
al riu i hagin de marxar a casa ben
molls.
A la pobre Capdenúvol, només li faltava
això, i aquella nit s’adorm ben trista i
enfadada amb ella mateixa, el seu amic
i la seva mare.
Acompanyada pel seu vaixell de paper,
viatja en somnis cap a un desert imaginari
on troba un simpàtic saurí, un vell
savi amb una habilitat molt especial, és
un llegidor de llàgrimes! Ell sabrà fer-la
arribar al fons del seu cor fent un viatge
emocional a través de l’aigua, i la Capdenúvol
es despertarà l’endemà al matí
amb un coneixement que la farà més
gran, i l’ajudarà a trobar la solució per
fer que el riu deixi d’estar contaminat.

Els dos protagonistes

Capdenúvol: És una nena molt dinàmica
i de bon cor, però també una mica
trapella. Ella sap divertir-se de valent,
però a voltes pensa que si escolta els
consells dels altres deixarà de passar-ho
bé, així que és una font de conflictes.
Ella és la protagonista d’aquest viatge
emocional en nom de tots els nens i nenes.

Setciències: Amic de la Capdenúvol, és
un nen també molt dinàmic i divertit,
obert al món i molt generós. Li agrada
reflexionar sobre les coses que aprèn i
treu les seves pròpies conclusions.

Personatges de la història


El Saurí: És un savi d’aquells que tots tenim
a dins, que ens explica les coses que a voltes
no volem escoltar d’una manera tan encisadora
que ja mai més res no tornarà a ser
igual.
La Mare: És un personatge que ens ajuda a
posar en clau d’humor un seguit de consells
molt pràctics per estalviar aigua a la llar, i
fàcils d’aplicar!
L’Amo de la fàbrica: Bé, d’entrada sempre
es necessita un personatge una mica dolent.
Ell és un compendi d’actituds negatives envers
ell mateix, els altres i el medi ambient.
És el mirall que necessita la Capdenúvol per
no tornar-se d’aquesta manera. Per sort, la
Capdenúvol tornarà del seu somni al món
real amb prou bagatge per ajudar-lo a veure
les coses d’una altra manera… i és ben feliç!

Fitxa artística de l’espectacle

Nom de la companyia: AKWA
Títol: La memòria de l’aigua
Intèrprets: Montserrat Casanovas,
Albert Vinyes i Pep Maria Martínez
Direcció: Pep Maria Martínez
Autors: Montserrat Casanovas i
Pep Maria Martínez
Producció: Shira Ekia
Construcció dels titelles: Albert
Vinyes i Pep Maria Martínez
Escenografia: Albert Vinyes
Vestuari: Akwa i
Teresa Mo (gel·laba Saurí)
Disseny de llum: Pep Maria Martínez
Disseny de so: Pep Maria Martínez
Veu en off mestra; Rosa Mª Vilar
Cançó del Riu Brut original de Nets i
Polits; lletra de Joel Grau i Clara Gavaldà
i música de David Moreno
Vídeo i fotografia: Francesc Riera


Associació Social Shira Ekia

L’Associació Social Shira Ekia neix l’ any 2009, el primer
dels seus objectius és transmetre valors de respecte
cap a les persones i cap a la natura. Actualment treballem
la millora de processos terapèutics de joves a través
del circ i la cohesió familiar a partir del joc.
La companyia Akwa neix l’any 2014 a l’abric de Shira
Ekia per desenvolupar els seus objectius a través del
llenguatge escènic. Som narradors d’històries, creadors
de faules i exploradors teatrals.
Albert Vinyes, pallasso, actor de proximitat, director de
muntatges de circ, mestre de pallassos...
Montserrat Casanovas, Col·legi del Teatre de Barcelona
dins l’equip directiu. Actriu i productora.
Pep Mª Martínez, llicenciat de l’Institut del Teatre, actor
de teatre i televisió, mestre d’actors i tècnic de teatre."




1 de octubre de 2015

Entre tazas al Festival TNT amb Eléctrico 28

www.tnt.cat


Una proposta molt innovadora, ideal per a presentar en una ciutat on la majoria estem engolits per la vida rutinària i dura del dia a dia. Fills, feina, cotxes, fums, problemes sorgits a darrera hora, presses...no vida...o sí vida però sense gaires originalitats.

I de sobte una proposta: Entre dos tazas. Em convoquen al teatre Alegria, a la porta a les 18h.

M'arreglo una mica, agafo el paraigües, no sigui que plogui, que el cel es mostra capritxós.

Recullo la nena, li compro un diapasó, un regle, un Tippex, i el berenar! Ah, sí , no la puc deixar sense berenar i anar-me'n jo al teatre! Una mare és una mare i l'alimentació de la prole no admet excuses!.

Total que la nena no es queda, se'n va a fer deures, enlloc de deixar-nos endur per la rauxa, seguim els camins marcats per la responsabilitat. Cap a casa a enllestir la feina. No ha hagut prou amb les hores d'escola, de nou del matí a cinc de la tarda!!!! Arggg!!!

Total que la mama, que sóc jo, sí em quedo, i espero. Sento que el guia que acaba d'arribar diu que això és algo itinerant. Ostres!, em dic a mi mateixa, avui, que estic rebentada... ara em faran voltar...i  com "que soy muy echá p'alante", em segueixo dient "ná, tu a lo que has venío, a lo que salga y que no se diga". Total que ja em veus a darrera del guia, preguntant-me perquè hauré sortit de casa amb les botes més incòmodes que tinc. I és que el fred m'ha agafat de cop i amb les presses de les que parlava abans no he pensat en buscar alguna cosa més còmode, tipus bota de muntanya, per patejar amb més soltura i alegria...

A partir d'aquí tot ha estat un seguit d'experiències que han transformat la cotidianeitat en un divertit punt de mira excepcional, incert i enriquidor. Ser espectador i actuant alhora, prendre consciència del què ens envolta, i observar la mateixa realitat de cada dia d'una forma molt original... No vull explicar gaire per no destirotar la cosa...i t'animo a que t'animis a viure per tu mateixa!

Recomanació: Participa d'aquest espectacle i ves oberta i confiada a la proposta. Gaudiràs d'una horeta en la sorpresa continua, durant la qual pot passar qualsevol cosa i creuar-te amb un munt de persones i personatges. Terrassa,  i molts dels seus habitants, còmplices de la màgia del teatre per fer que tu entris en una dimensió desconeguda i visquis els indrets de la teva ciutat amb una nova òptica.

Altament recomanable! Gràcies a Albert, per convidar-me, a la companyia Eléctrico 28 i al Festival TNT-Terrassa Noves Tendències i al Theaterland Steiermark, que han coproduit aquest muntatge!




29 de septiembre de 2015

Pónle conciencia a tu dinero ¿Qué puedes hacer tu?

Es un placer escuchar a José Antonio Melé hablar de la situación mundial y de las cosas que podemos cambiar cada uno de nosotros. Su discurso es lúcido, realista, crítico y esperanzador.
Aporta ideas para construir  desde el presente un futuro con unos cimientos éticos. Huye de los "si no hay nada que hacer" o " si sólo cambio yo y el resto sigue igual..." o los "¡uff! si está todo que da asco" acompañados de muecas que muestran asqueo generalizado desde la pasividad de la queja inactiva e impotente, algo a lo que él llama el virus de la "asquerosis múltiple".


Des de l'Escola d'empoderament ciutadà i democràcia vam muntar una xerrada  a la BCT de Terrassa, fa ja uns quants mesos, amb en Joan Antoni Melé, com a ponent, per tal de que ens aportés el seu punt de vista sobre el mon dels diners i la seva visió de què podem fer com a ciutadans conscients amb els nostres diners. Las nostra idea des de l'Escola és que l'empoderament ciutadà és imprescindible per un canvi real a millor en les nostres democràcies , en les que el ciutadà ha de participar en la vida política, i per això és necessari que la formació sigui una prioritat. Per opinar, per canviar les coses, hem de conèixer, hem de saber de què estem parlant.
Quan parlem de diners , això que diuen que mou el món, trobar persones que hi treballen i tenen experiència i a més demostren estar més enllà de l'enfoc sense ànima que impera en les altes finances, és una feina. N'hi ha poques. I Melé sembla ser-ne una. Comença el discurs fent pedagogia i parla de la mentida, de l'odi i de la por. Ens mostra com enfoquem l'educació en la nostra societat i la perversió d'inocular la por, la competència, i la idea de que la vida te l'has de guanyar. Expressa que educar és ajudar a descobrir què vols fer i ensenyar ser lliure, ja que som més que animals intel.ligents. Parla de posar la bondat i el propi potencial al serveï de la vida.
Per suposat hi ha una manca d'educació emocional, i això provoca molts problemes relacionals. Fóra bó educar en la bellesa, l'art i armonia.
Ens diu que sempre mirem la causa del conflicte en l'altre i el problema el portem a dins. Hem de buscar l'enteniment des de l'interès per l'altre i deixar de fer servir el concepte de tolerància.
La por fa que siguem caricatures de nosaltres mateixos. I és en el silenci que podem retrobar-nos .
Segueix el discurs en com s'ensenya economia a les facultats, que encara tenen al Lipsey com a llibre de referència...I m'enrecordo dels anys en que jo el vaig estudiar a aquest paio, i crec que encara tinc el "totxo " per casa. I reconec que encara s'ensenya en els mateixos termes, com si l'economia fos una cosa que ningú no dirigeix i que actua tota sola...

Per acabar dir que cadascú de nosaltres pot fer amb els pocs o molts diners que tingui un ús millor.
Mentre creem una Banca Pública al serveï de les persones, de veritat, podem fer ús de la Banca Ètica, treient els diners de la Banca, lladre tradicional.

El nostre país necessita una Banca Pública 100% amb control ciutadà , amb uns valors de servei pel Comú i per a que la gent pugui desenvolupar els seus projectes. Fomentem l'Economia del Bé Comú.




http://blog.es.idealist.org/cambiarias-de-banco-si-tu-dinero-beneficiase-a-inversiones-de-impacto-social/
Entrada al blog Idealist.org


23 de septiembre de 2015

Un nuevo día tras la larga noche.

He encontrado este pequeño relato que escribí hace tiempo y me he dicho voy a compartirlo. La esperanza en una vida mejor es algo inherente al ser humano.





Ha vuelto a salir el sol. Hace horas que empezó a amanecer. La negra noche siempre da paso a un nuevo día.
Mi hijo, Abdu, tiene cinco años. Es moreno, como su progenitor. Es sólo en eso que se le parece. El corazón lo tiene enorme. Y en eso ha salido a su abuelo materno, mi padre. -¡Pobre papá! ¡Lo que daría por tenerme con él en estos momentos!
Mi madre, Aisha, ha parido siete hijos, tres varones, Shafic, Abdel y Hakim y cuatro hembras, Thoura, Naima, Nadira, y yo, que soy la mayor de las cuatro. ¡La segunda a la que casaron!. ¿Qué otra cosa podían haber hecho?
Antes que yo, casaron a Nadira. Shafic, fue el único que pudo estudiar, con grandes sacrificios de toda la familia. Teníamos un tio en el extranjero y gracias a eso él escapó de nuestra desgracia. Ahora está trabajando en el hospital de Tánger, en el otro extremo del Mediterráneo.
Vivíamos en un pueblecito muy pequeño, en el centro del país. Nuestra vida era sencilla y humilde. Podíamos comer y vestir, y poco más. Al caer el sol mi padre nos explicaba historias de su familia, y casi cada noche inventaba un cuento increíble. Creo que es por eso que yo siempre ando de aquí para allá fantaseando e inventando historias, y evitar así volverme loca. ¡Nunca le agradeceré lo suficiente aquellos momentos!
Durante el día, las niñas ayudábamos a mi madre en las tareas de la casa, y ella , a ratitos enseñaba a leer y a contar a las pequeñas, y a sumar y restar a las mayores. No sabía más. Pero quería que sus hijas no fueran unas analfabetas. Al colegio sólo fui hasta los siete años. Los niños continuan la instrucción en la mezquita .
Tuve suerte. Mis padres eran un poco diferentes a los de otros niños. Ya mi abuelo por parte de padre había sido avanzado a su tiempo y había tenido acceso a libros que hoy están prohibidos. ¡Pensar! Esa era la máxima en casa. Pensar y tener criterio. Y eso es algo que no se puede tener aquí. Es peligroso.
Mi pequeña hija, Mirna, está conmigo. Creo que no será por mucho tiempo. Ella, y pensar en Abdu, son lo único que me mantiene para poder seguir entera, en esta soledad. Veo la vida por una rendija. ¡Incluso aquí tengo que ir tapada!. Yo sé que hay otros mundos. Por eso estoy aquí. Porque amo la vida. Y sé lo que no quiero. No me arrepiento de lo que hacía. Me dedicaría a ello una y mil veces.
Hace un instante ha entrado la guardiana de este horrendo lugar. Sólo me ha dicho una cosa: ¡Las calles están abarrotadas de gente pidiendo libertad!





-          Aisha, sabes a ciencia cierta que si tu marido aún estuviese entre nosotros, aunque no aprobara las formas, estaría encantado con todo lo que está ocurriendo. Jamás hubiésemos pensado en la posibilidad de volver a ver a Miriam. Me entristece pensar en ella, cuando vuelva y sepa de esta enorme pérdida.
-          Tienes tanta razón Dikra. Siento un gran pesar por mi hija y además tengo muchísimo miedo. No sabemos como seguirán los acontecimientos, quién se alzará con el poder, quién será el siguiente en manejar nuestras vidas.
-          Debemos tener esperanza y creer en nuestro pueblo. A pesar de la ignorancia, los hombres también están cansados.
-          Sí, es cierto, pero ¿sabremos encauzar estas ansias de libertad? Recuerda nuestro padre y sus tan sabias palabras cuando se refería a las revoluciones que se habían dado en la historia no tan lejana.
-          Tal vez ahora podamos nosotras intervenir en la vida pública. Deben haber otras como Miriam.





Se oyen estruendos no muy lejanos. ¡Dios! Tal vez vuelva a ver el sol fuera de estas paredes. Si eso ocurre seguiré con la instrucción de mis pocas, pero valientes alumnas. No tengo miedo. Necesito creer en que nosotras podemos conseguir un lugar mejor, en el que podamos ser, hablar, reír, elegir, decidir, y ser escuchadas: ¡existir!  De unos años para acá esto ha sido terrible. Cambió pero a peor. Nadie puede imaginar lo que es vivir peor que un perro, sin nada, sin posibilidades, con la imperiosa obligación de estar subyugada a un hombre para poder seguir tan solo respirando. Nadie puede imaginar lo que es no poder oír una canción, no poder leer, no poder casi pensar, siempre con miedo a que otras que también son esclavas como tú, puedan llegar a adivinar lo que pasa por tu mente y puedan delatarte. Siempre en alerta atenta, haciendo lo poco, que aquí es mucho, que puede hacerse. ¡Las creencias que adquirimos de pequeñas son tan nefastas tantas veces! Y sin embargo la lucha te mantiene viva, con miedo, pero con ilusión. Tal vez este llegando nuestro momento…



Imagen extraída de www.techlosofy.com


14 de septiembre de 2015

El inmigrante

Escultura de Frances Bruno Catalano (extraída del muro de Jaime Encinas en facebook)
Ver web www.brunocatalano.com








 ¿Te has parado a ponerte en la piel de una persona que lo deja todo, familia, casa, amigos, país, por causas económicas o políticas, qué más da la causa? O tal vez no, no da lo mismo...no lo sé, cada persona es un mundo. Si escapas a una guerra, a una persecución política, me viene a la cabeza ese vacío, ese miedo, ese sentir la fragilidad...
Si decides marchar por motivos económicos, porque en tu país no hay forma de desarrollar la propia dignidad...tal vez estás esperanzado y el vértigo es algo menor, y sin embargo ahí está...
He encontrado esta imagen de unas esculturas de Bruno Catalano, que me parece expresan esto que quiero decir de forma espléndida, en que las palabras casi sobran.


Mi familia paterna, tuvo que emigrar cuando nuestra Guerra Civil, por defender unas ideas que no vieron la victoria. Mi abuelo por Francia durante ocho largos años, lejos de su familia, escondido por agricultores franceses. De no ser por ellos y el duro trabajo que él desempeñaba, tal vez hubiese sido deportado a un campo de exterminio nazi, como el sastre judio que empezó a confeccionarle un traje y que nunca pudo entregarle. A él si se lo llevaron. 
¿Qué cosas pasaron por la mente de mi abuelo y de mi abuela? Cada uno por un lado. Los niños por otro...Algunas cosas nos han contado y aún hay algo de aquel dolor en nosotros, en las historias que nuestros mayores nos cuentan, mi tia, mis tios...
Finalmente mi familia se reencontró en  aquella lúgrube España, a la que por avatares diversos tuvieron que regresar- otro día tal vez cuente esta historia-. 

Lo que quiero contar aquí no va a ser muy largo, y viene bastante bien explicado en esta otra imagen que cuelgo aquí abajo: no es el inmigrante el que nos roba.


Imagen extraída de facebook, cuyo mensaje me parece muy acertado.

 Es la injusticia de este capitalismo salvaje y global en que estamos inmersos, que fomenta una distribución de la renta tan desigual que aboca a la miseria a gran parte de la población. Y este sistema capitalista no es algo etéreo que funciona de forma natural, hay personas y grupos de poder que lo dirigen y a los que no les importamos un pimiento ni los pobres de aquí ni los de allí. Por eso la deslocalización de empresas desde los países ricos a los subdesarrollados , para aprovechar la desregulación que allí existe y así aumentar sus pingües cuentas de resultados.
Por eso existen paraísos fiscales. Por eso el capital viaja por donde quiere sin pagar impuestos, Por eso los políticos de más enjundia acaban de asesores en grandes multinacionales sin tener ni puta idea.

Los inmigrantes se buscan la vida, como tu y como yo. Y todos debemos estar juntos en la lucha por una vida digna.
Me pregunto porqué hace unos días la Merkel le negaba a una niña palestina su ilusión de estudiar en Alemania y estos días, poco después, se hace selfies con los que vienen huyendo de la guerra con Siria.   ¿Tal vez es que les interesa acoger mano de obra barata y que las sociedades ricas envejeceremos sin prole suficiente que nos mantenga?

 Estoy hasta aquel lugar de que nos mientan tanto. Y estoy también hasta el mismo sitio de que no nos demos cuenta de que es el sistema el que debe ser cambiado y que los enemigos no son los pobres del mundo, el enemigo está en casa y se llama capitalismo, con nombres y apellidos y sin alma.

Sobre el problema de los refugiados, no os perdáis esta entrada de Vicenç Navarro, analizando las causas de tanto dolor y tantas dificultades:

La causa del problema de los refugiados por Vicenç Navarro



.